Denuncia contra MACHIRULO del fin del mundo

INFORMACIÓN GENERAL 03 de marzo de 2019 Por
Así catalogo una turista a Carlos De Lorenzo, a quien denuncio ante la Administración de Parques Nacionales, por un caso de violencia de género, contra el responsable de la estafeta del fin del mundo, ubicada en el Parque Nacional Tierra del Fuego.-
estafeta-parque-tile

Erika Cosenza decidió presentar una queja formal ante la Administración de Parques Nacionales, luego del episodio vivido con Carlos Di Lorenzo, encargado de la estafeta del fin del mundo.

En su página de Facebook la mujer expuso tanto la actitud amenazante del encargado, sino también la copia de la queja presentada ante Parques Nacionales, con la expectativa de que actúen en consecuencia no sólo las autoridades sino las agencias de turismo que llevan pasajeros de todo el mundo a visitar el lugar.

La estafeta del fin del mundo se encuentra ubicada frente a Isla Redonda en el Parque Nacional, y allí se pueden adquirir estampillas características del lugar. 

La mujer activista "pro aborto", concurrió al sitio pintoresco, enmarcado por un paisaje único, pero la experiencia estuvo lejos de ser agradable. Relató en su muro la especial atención que puso el encargado al pañuelo verde que porta en su mochila, identificado con la lucha por la legalización del aborto. 

Según su testimonio, plasmado en la queja presentada, el hombre comenzó a realizar alusiones a ese pañuelo y lo comparó con “la bandera amarilla que se ponía en los barcos cuando había peste”. Luego le dijo a la mujer que “por suerte, yo siempre tengo una botella de bencina a mano”, y la apoyó con un golpe sobre el mostrador, en una clara actitud amenazante. “Remató con un ‘y en mi casa el 144 no funciona’”, según el relato de Cosenza, que optó junto con su compañera de viaje por no responderle y retirarse.

Todo según su relato, quedo en la nada, pero al día siguiente decidió presentar una queja formal, exponiendo la situación de violencia de género, por considerar que no sólo se sintió agredida en forma personal sino que estos hechos pueden repetirse con otras personas, siendo un lugar emblemático visitado por turistas de todo el mundo.

En su muro de Facebook la mujer indico ademas, este sujeto no solo es un machirulo violento, sino que además está ahí sin autorización. Hay un juicio en curso. Estaría bueno que las agencias de turismo dejen de hacerle el juego. Pero, como no creo que esto pase, dejemos de ir nosotres. Si vas a Ushuaia, no compres ni una estampilla, finaliza el relato de la mujer en la red social.